Antártico remando en solitario

Es un desafío que plantea cruzar el estrecho de Drake a remo y en solitario desde el sur de la Patagonia (Argentina) hasta la Antártida (1.000 km), para después transformar la embarcación de apenas 7 metros de eslora en un pequeño velero y continuar navegando una distancia promedio de 2.000 km., que separan la zona peninsular del continente Antártico de la Isla de Georgia del Sur, emulando el arriesgado viaje que hace algo más de 100 años, hizo el explorador polar, Emest Shakelton, junto a una reducida tripulación de 5 personas en una barcaza para poder salvar su vida y la de la tripulación del Endurance, quienes durante 16 meses quedaron atrapados en la gélida región Antártica.

Finalmente y al igual que hiciera ese explorador al llegar a la ensenada Cove en la costa Oeste de la isla de Georgia, Antonio de la Rosa tendrá que enfrentar y superar una complicada sección de trekking y glaciares en la isla, hasta la estación ballenera de Husvik donde logrará completar el periplo.

En la fase preparatoria de este desafío, Antonio de la Rosa, a bordo de su embarcación OceanDefender ha llegado a Santa Cruz de Tenerife, tal y como hiciera Magallanes y Elcano hace 502 años.

Esta expedición salió desde Sevilla el pasado 10 de agosto y ha ido navegando desde el río Guadalquivir hasta Sanlúcar de Barrameda. Tras estos casi 100 km a remo transformando su embarcación con una pequeña vela para navegar durante 10 días, hasta Santa Cruz de Tenerife.

El vallisoletano Antonio de la Rosa, bombero de profesión desde los 19 años y dueño de una empresa de multiaventura, comenzó con el piragüismo a los 13 años. A los 23 se convirtió en Campeón de España de Quadratlón y, tras varios años compitiendo y ganando en raids, se lanzó al mundo de la expedición. 

Para Antonio, al igual que para muchos expedicionarios y aventureros, no suele ser algo común en sus travesías emular a anteriores expedicionarios pero el desafío no será menos imponente por ello. El proyecto ANTÁRTICO REMANDO EN SOLITARIO que se ha planteado, implica dos navegaciones en solitario, las cuales no han sido realizadas antes por ningún ser humano de la forma planteada. 

La Antártida es uno de los últimos lugares del planeta por explorar, el continente más austral que acaba de cumplir 200 años de su descubrimiento. Es un escenario lleno de desafíos para los exploradores. Un lugar para la exploración y la investigación que seguramente nos depare aún importantes hallazgos.

La expedición forma parte de las acciones de conmemoración del V centenario de la primera circunnavegación de Magallanes y Elcano y como pistoletazo de salida de la expedición de Antonio y que pretende concluir a finales de año.

#antarticoremandoensolitario #antarticorowingalone #antoniodelarosa

Ruta

RIESGOS

 – Olas de hasta 15 metros de altura

 – Fuertes vientos de hasta 200 km/h

 – Temperaturas de hasta -56º

 – Presencia de icebergs